9 jul. 2011

INTERCULTURALIDAD PARA TODOS EN EL SISTEMA EDUCATIVO Y BILINGÜE PARA LOS PUEBLOS INDÍGENAS


POR EDUCACIÓN INTERCULTURAL PARA TODOS, Y UN CHILE BILINGÜE EN LENGUAS INDÍGENAS PARA LAS Y LOS NIÑOS INDÍGENAS, APOYAMOS LA REFORMA DE LA EDUCACIÓN PÚBLICA BÁSICA Y SUPERIOR DESDE LOS CAMBIOS POLÍTICOS PROFUNDOS.

CONSIDERANDO QUE,

La educación tiene un gran potencial para actuar como fuerza de paz, pero con demasiada frecuencia se instrumentaliza para atizar las divisiones sociales, culturales, el racismo y que conducen a la violencia escolar e incluso a las guerras en varias partes del mundo. La educación tiene que fortalecer el respeto mutuo y la capacidad para convivir pacíficamente con los demás.

La valoración y el respeto “al otro” no es posible sin antes conocer a ese otro, por cuanto si el sistema educativo no enseña sobre el valor de los pueblos indígenas, del valor de la diversidad, de sus historias, culturas y lenguas, las diversas generaciones de chilenos continuarán discriminando a los pueblos, negando su existencia, alejando cada vez más nuestra sociedad de una sana convivencia y la posibilidad de proyectar una sociedad en el diálogo entre las culturas.

Las lenguas y las culturas y el derecho a la educación son parte de los derechos fundamentales, no se le puede negar a las comunidades indígenas estos derechos, así lo reconoce la Convención de los Derechos del Niño, el Convenio 160 de la OIT, y la Constitución de la República dice garantizar el derecho a la educación a todos los chilenos.

La interculturalidad contribuye a al mejoramiento de la calidad educativa, permite la autoafirmación personal, el desarrollo de la autonomía, el aprendizaje situado con pertinencia cultural y de relevancia social e incorpora nuevas formas de aprender y enseñar. El Bilingüismo implica mayor desarrollo de la comunicación y de las competencias lingüísticas y cognitivas de las personas, todos ellos necesarias para proyectar el país en el Siglo XXI.

La práctica de la diversidad cultural es un patrimonio para la convivencia intercultural en una época en que la globalización busca uniformar el diseño de tantos productos y subordi¬nar lo diferente a patrones internacionales. La diversidad cultural es fuente de riqueza y hace más plena la vida humana. La articulación de las prácticas comunitarias de los pueblos indígenas y la búsqueda permanente del equilibrio con la naturaleza y los seres humano; ayuda a imaginar modelos para que la diversidad cultural no se empobrezca y no se agoten los recursos naturales.

La escuela y el sistema educativo son partes de los causantes de la pérdida cultural y lingüística de los pueblos indígenas, por efecto de la colonización, la castellanización forzada, la invisivilización de los indígenas en los programas de estudios, o la folclorización de la cultura.

Es perentorio que la educación chilena combata la violencia escolar y toda forma de discriminación en la escuela y en la sociedad; para ello deberá prestar más atención a las diferencias culturales, educativas, y todas ser incluidas en el sistema, en la práctica escolar, sin tener que combatirlas, burlarlas, ni borrarlas, para que nuestras niños, niños, jóvenes, aprendan a convivir en la diferencia y enriquecerse de ellas.

SE PROPONE QUE LA REFORMA DE LA EDUCACIÓN PÚBLICA INCLUYA EN SU PLANTEAMIENTO:

- Educación intercultural para todos los chilenos, y bilingüe con lenguas indígenas para las y los niños de comunidades indígenas.

- Participación Indígena en la toma de decisión sobre la Educación, Según Convenio 160 de la OIT.

Si hoy los pueblos indígenas no son valorados, ello se debe a que no los conocen, -no se puede valorar lo que no se conoce-. Cuando se trata de hablar de los indígenas, se les ubica en el pasado, en la historia colonial, en el pasado guerrero (La Araucana), olvidando su presente, sus sueños de futuro, y sus demandas de convivencia pacífica,el valor de la Madre Tierra, de las niñas y los niños, que son el futuro de los pueblos.

Apelamos a que los dirigentes de las Distintas Federaciones de Estudiantes de la Educación Básica y Superior adhieran a estas demandas, a la interculturalidad como un valor y un principio pedagógico de la educación pública en todo el sistema educativo y al fortalecimiento de la educación bilingüe para las comunidades indígena; pero también proyectar un Chile Pluricultural y multilingüístico.

Nuestro llamado es a pensar este país en conjunto con los pueblos indígenas, sin exclusión.